Marlenis Castellanos – Maldita cama

Maldita cama


¿Qué pasaría si un día no hace la cama? ¿Cuántas maldiciones caerían sobre ella y sus descendientes? Su madre le inculcó que había que hacer  la cama perfecta, sin arrugas, milimétrica… por si llegaban visitas. Y a su madre la enseñó su madre. Y ella tal vez se lo exija a su hija. Pero, ¿qué visita revisa las habitaciones? Y la cama, en vez de hacerla, ¿no será más placentero deshacerla? 

De todas formas, a  ella ya nadie la visita y apenas la soportan dos o tres amigas. Su mal carácter y el amor a la soledad han logrado que su casa esté vetada para los demás. Por eso duda y ¿si hoy no hago la cama? Lo piensa mientras estira la bajera para que no quede ni una arruga y se esmera para que la sobrecama quede milimétricamente perfecta. Nunca se sabe cuándo vendrá alguna visita.

Marlenis Castellanos

 

3 comentarios

  1. Un microrrelato muy bonito. Hay actitudes aprendidas en la niñez que no podemos abandonar: hacer la cama, lavar los platos después de comer, poner los cubiertos y la servilleta, aunque nadie venga a vernos, aunque comamos y durmamos solos. Felicitaciones.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s