Sasa Sosa – Literatura del desconsuelo

Literatura del desconsuelo

desconsuelo

No puedo evitarlo, han pasado más de veinte años y cuando estoy triste me acuerdo de mi profesora de literatura. Cuando yo la conocí era una mujer lánguida y apática que transmitía más pereza que conocimientos, pero por lo visto había sido una docente dinámica y hasta divertida. Por aquel entonces, yo no sabía por qué no parecía tener ganas de nada.

Recuerdo el día que llegó. Dio los buenos días, dejó el maletín sobre la mesa y se quedó mirándonos plantada delante de la pizarra, quieta y en silencio. Parecía muy lejos de allí. Después de un rato incómodo se dio la vuelta y escribió una frase: ‘El mar está hecho de nostalgias’. -El mar –empezó a explicar todavía de espaldas- es el sujeto, él es el que está hecho de nostalgias y de pérdidas. Entonces se volvió, agachó la cabeza y tragando saliva nos dijo: nunca infravaloren el poder de una imagen literaria.

Al día siguiente, cuando entramos en la clase, ella ya estaba sentada y tenía la pizarra llena de frases. Sin levantar la mirada nos pidió que las analizáramos. La primera era: ‘¿Por qué te fuiste?’ Enseguida localicé el sujeto, tú, un sujeto omitido, oculto, luego un pronombre y un verbo. La segunda era similar: ‘Echo de menos tu voz’. Otra vez un sujeto desaparecido, que no está; luego un adverbio, un pronombre…‘No te olvidaré nunca’,Ojalá te hubiera dicho cuánto te quería’ o, ‘Siento que esta herida no sanará nunca’ eran algunas más. En toda la clase no dijo una sola palabra ni levantó la mirada que tenía posada sobre la mesa. El silencio era contagioso. No se oyó un suspiro, una risa, un susurro… Un desaliento progresivo se fue apoderando de todos nosotros, que nos dejamos arrastrar por la amargura de tener que analizar aquellas frases repletas de tristeza. A medida que localizábamos los verbos y los adjetivos, nos íbamos sintiendo cada vez más apesadumbrados. Cada sujeto encontrado era una herida en el alma, detallar los adjetivos nos producía sacudidas emocionales y nombrar el verbo se parecía mucho a morir. En ocasiones, en medio del silencio podía oírse algún sollozo apagado o a alguien sonándose la melancolía.

Durante todo un trimestre nos hundimos en un análisis sintáctico lastimero que nos hizo sentir los niños más desdichados de la tierra. A medida que aprendíamos nos íbamos enterrando en una amargura abisal que terminó por alertar al resto de los profesores y a las familias, que se preguntaban por qué sus hijos parecían haber crecido repentinamente de la peor de las maneras, dónde estaba nuestra alegría, por qué parecíamos haber sufrido súbitamente todos los pesares de la tierra.

Un día ella no volvió y apareció en su lugar una sustituta. Nuestra profesora estaba enferma de nostalgia –nos dijo- de baja por depresión. Su hermano pequeño, destinado en la guerra de Afganistán, había muerto en un barco alcanzado por fuego enemigo. No hay consuelo en la literatura ni olvido diligente para tanto dolor.

Facebook: Sasa Sosa

Blog:  Sasa Sosa – Cuentista Impenitente

Anuncios

6 comentarios

  1. ¡¡Qué bueno!!, me ha encantado, Sasa. No sé qué más decirte, ahora me toca digerirlo. Me parece un relato completo, buenísimo, lleno de contenido y, a la vez, sencillo en su redacción. Perfecto (o casi, teniendo en cuenta que la perfección no existe).

    Le gusta a 2 personas

  2. Me encanta y lo sentí muy cercano a mí porque me pregunto si tu profesora de literatura es la misma que la mía de sintaxis. Casi me parece que describes nuestras clases con las mismas oraciones subordinadas que se clavan en el alma y las mismas ganas de llorar de amor. Recuerdo la frase más melancólica que puso mi profesora para explicar los distintos tipos de /que/: No sé por qué me persigue esta mala suerte. Al final la literatura es esto, el asombro, como decía Cristina Peri Rossi, y el sentirse reflejado uno en lo que lee. Gracias por este tesoro, sigue así!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s