Inma Flores – Bucle

Bucle

 

Quedan las noches tatuadas a fuego

en la blanca piel enmohecida.

Los miedos, escondidos bajo los pliegues

que se dibujan en el rostro

y a su antojo, apagan la mirada,

sea día o sea noche, da igual.

Intenta sonreír, pura mueca inocente

que juega a ser despiste.

Su ilusión yace eclipsada, lágrima a lágrima,

en su almohada.

El  tiempo se esfumó, no existe el  mañana

en este hoy eterno que no acaba.

Sin alegría, sin dicha, sin certeza

cierra sus ojos y duerme.

Sueña que quizás haya un mañana

igual que el ayer, lleno de sol.

 

Inma Flores 

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s